El mundo musical

Comparte el blog con tus amigos Compartir

viernes, 16 de julio de 2010

La Mariposa Esmeralda

Este cuento lleva rondándome la cabeza desde hace días....quería salir de mi cabeza y no he tenido mas remedio que dejarle salir....espero lo disfrutéis.


Mario salió de casa muy bien preparado, tenía que adentrarse en un lugar un tanto peligroso, pero la causa lo valía....estaba dispuesto a correr cualquier riesgo para conseguir esa mariposa. Llevaba más de diez años intentándolo, y esta vez no se marcharía a su país hasta haberlo conseguido.... No en vano pidió un mes de permiso en su trabajo.
Su colección sería única con la mariposa Esmeralda - así es como la conocían coloquialmente-. Su nombre hace referencia al color predominante de las alas. Solo dos personas en el mundo consiguieron verla, pero hasta hoy nadie ha podido cazarla.

Condujo el todoterreno hasta donde pudo, el resto del camino tenía que seguir a pie. Cogió su mochila y siguió el mapa que le habían proporcionado en el hotel. Trataron de disuadirle, le contaron que es un lugar muy peligroso y que muchos perdieron la vida intentando llegar al Valle de las Hadas.
Mario investigó sobre el sitio, y entre otras leyendas la mas extendida era que en ese valle vivían seres mágicos que por el día se convertían en mariposas, pero al anochecer volvían a su forma de hermosas hadas. No eran más que leyendas. En realidad el nombre de Valle de las Hadas se lo puso su descubridor, por la exótica belleza del lugar.

Pensó que estaba mas lejos de lo que se aprecia en el mapa..... miró la brújula y seguía estando en la dirección correcta. Después de tres horas recorriendo el durísimo camino hacia el valle, hizo una parada cerca de un río para refrescarse y comer un poco... El agua era cristalina, y la arena del fondo brillaba como si de cristal molido se tratase. Mario quedó deslumbrado ante tanta belleza....el agua le sonaba a música alegre.... miró a su alrededor y pudo admirar el precioso colorido de la naturaleza. -Debo estar muy cerca- pensó Mario con el estómago encogido por la emoción ¡Tenía la corazonada de que cazaría a esa mariposa en el valle!
Una vez salió del agua buscó un lugar entre árboles, para aprovechar la sombra. Comió un par de sanwich de salmón y una fruta. Pensó que una cabezadita le vendría bien.....

Mario se despertó sobresaltado, miró el reloj y había dormido dos horas y media ¡Las seis de la tarde! Si no se daba prisa se le haría de noche por el camino, y no tendría luz para montar la tienda de campaña..... Se puso en marcha un tanto nervioso. Según el mapa tendría que aparecer una cueva a su derecha....se paró para observar con detenimiento, y pudo verla unos metros mas adelante. Se dirigió hacia ella impaciente, tenía que atravesarla antes del anochecer.....
Una vez dentro encendió un linterna grande que iluminaba todo el interior, enfocó las paredes y sus ojos fueron obsequiados con una de las visiones mas extraordinarias e inimaginables para un mortal. Toda la cueva era de Jade negro, con incrustaciones de diamante por todas partes. Hizo fotos para no olvidar jamás ese momento....siguió su camino atravesando la cueva. Al cabo de una hora seguía sin llegar a la salida, estaba exhausto y confuso, en el hotel le comentaron que la cueva era muy corta.... volvió a mirar el mapa y consultó la brújula ¡No puede ser! -pensó Mario aterrado- La brújula no funcionaba... ¿Qué estaba pasando?

-Hola forastero ¿estas perdido? Tal vez yo pueda ayudarte.....
Mario enfocó la linterna hacia quien le hablaba....era una joven con una larguísima melena pelirroja, de piel muy blanca, con ojos color esmeralda y unos labios carnosos y sensuales, su cuerpo parecía el de una sirena. Parecía una diosa, vestida con un precioso atuendo de gasa blanca de estilo griego, corto, dejando sus preciosas y largas piernas a la vista. Iba descalza y llevaba un colgante con forma de mariposa... ¡Por Dios Santo! El colgante era una mariposa Esmeralda!!
-¿Podrías ayudarme a encontrar la salida? -dijo Mario sin poder apartar la vista de la muchacha.
-¿Como te llamas? - dijo ella sonriendo
-Mario y tú?
-Esmeralda.... Sígueme, te sacaré de aquí o morirás en las garras de Janako
-¿Quien es Janako? - preguntó Mario mientras la seguía.
-Es una bestia sanguinaria con quien ose entrar en su cueva...

Cuando Mario vio la salida respiró hondo algo mas aliviado.....Ya era de noche. Esmeralda consiguió asustarle con ese cuento de la bestia.
-Sígueme- le dijo ella
Estaban atravesando un tramo muy peligroso, era un camino estrecho en un precipicio.
Mario dio un mal paso y cayó al vacío..... la impresión fue tan fuerte que se desmayó. Esmeralda extendió sus alas y se lanzó a por Mario salvándole la vida.
El joven se despertó tumbado en un lugar seguro, miró a su alrededor y no había señales de Esmeralda.
Cogió su mochila y se levantó dispuesto a montar la tienda para pasar la noche. Tuvo suerte y encontró un buen lugar ....la montó y después de cenar se quedó dormido pensando en la preciosa muchacha....en sus ojos verde esmeralda. Era tan preciosa que Mario se quedó enamorado de ella y se olvidó de todo...

Le despertó un rayo de sol que se coló en la tienda por un pequeño roto. Mario se levantó lleno de energía...
- En cuanto regrese al hotel me informaré de como encontrar a Esmeralda, tengo la corazonada de que estará a mi lado para siempre......
Una gran mariposa interrumpió sus pensamientos ¡Ahí estaba la ansiada mariposa! ¡Delante de sus narices! Le pareció maravillosa...Sus alas le recordaron los ojos de la joven que lo enamoró tan sólo una horas antes. Se quedó quieto con su red cazamariposas.... esperando a que fuera el momento oportuno.
Ante su sorpresa, la mariposa revoloteó en dirección a él y se posó en su mano... confiada, como si le considerase inofensivo. Mario aprovechó ese momento y la cazó. La metió en una caja especial para que se mantuviera viva y emprendió su camino.... la vuelta fue muy sencilla, sintió como si Esmeralda estuviera guiándole...

Una vez en el hotel lo primero que hizo fue ponerse a preparar la mariposa para que no perdiera ni un ápice de su belleza... La anestesió antes de meterla en el acetato de etilo, así moriría sin sufrir..... Sintió una punzada en el corazón al tiempo que metía la mariposa en el líquido mortal, recordó a Esmeralda y sin saber porqué le invadió la tristeza.
Esa noche se acostó sin cenar, no se encontraba bien, su pensamiento se empecinaba en recordar a Esmeralda.
-Lo primero que haga mañana será averiguar dónde está e iré a verla de nuevo.....

Mario se acercó al recepcionista para preguntarle....

- Buenos días. Verá ayer regresé del Valle de las Hadas...quisiera hacerle una pregunta ¿Podría decirme si sabe algo sobre Una preciosa joven llamada Esmeralda ?

- ¿ La del valle? ¡Claro! según la leyenda Hay una mariposa única en el mundo que vive en el Valle de las Hadas, se llama Esmeralda. Por la noche se convierte en la mas hermosa de las hadas, con un vestido blanco y un colgante con la forma de mariposa. Sus ojos según se cuenta son verde esmeralda, y su cabello rojo y largo....Por aquí hay más de un loco que dice haber sido salvado por ella ¡Los hay estúpidos! No es mas que una leyenda!!

Mario volvió a su habitación temblando. Se dirigió al frasco donde metió la mariposa, que ya estaba muerta, la miró y vio los preciosos ojos de Esmeralda reflejados en las alas del insecto sin vida..... Cayó de rodillas en el suelo cuando comprendió la verdad.
Jamás volvió a cazar ningún insecto, y dedicó el resto de su vida a salvar mariposas de las garras de otros coleccionistas...

Treinta años mas tarde Mario moría al anochecer....Esmeralda vino a buscarle para guiar su alma por toda la eternidad.....

*Cuchu* Safe Creative #1007176841481

Espero que os guste al menos un poquito....¡Feliz fin de semana!

jueves, 8 de julio de 2010

La Humildad

Este es un cuento que me gusta mucho, es de esos que me causaron esa sensación de haber encontrado un tesoro. Estoy segura que muchos de vosotros ya lo habréis leído, pero no puedo resistirme a ponerlo para hacer una pequeña reflexión sobre la humildad...

La carreta vacía

Caminaba con mi padre cuando él se detuvo en una curva y después de un

pequeño silencio me preguntó:
- ¿Además del cantar de los pájaros, escuchas alguna cosa más?
- Agudicé mis oídos y algunos segundos después le respondí:
- Estoy escuchando el ruido de una carreta.
- Eso es -dijo mi padre-.
Es una carreta vacía.
Pregunté a mi padre:
- ¿Cómo sabes que es una carreta vacía, si aún no la vemos?
Entonces mi padre respondió:
- Es muy fácil saber cuándo una carreta está vacía,... por causa del ruido.
Cuanto más vacía la carreta, mayor es el ruido que hace.
Me convertí en adulto y hasta hoy cuando veo a una persona hablando
demasiado, interrumpiendo la conversación de todos, siendo inoportuna o
violenta, presumiendo de lo que tiene, sintiéndose prepotente y haciendo de
menos a la gente, tengo la impresión de oír la voz de mi padre diciendo:
''Cuanto más vacía la carreta, mayor es el ruido que hace''
La humildad consiste en callar nuestras virtudes y permitirle a los demás
descubrirlas.

Y recuerden que existen personas tan pobres que lo único que tienen es
dinero.
Y nadie está más vacío que aquel que está lleno de egoísmo de un supuesto Mi Mismo

Cuanto más vacía está una persona más ruido hace.... igual que una carreta, por eso es fácil reconocerlos. Y aunque en mi caso particular aún sigo estando bastante vacía, he tenido la suerte de percatarme a tiempo... Ahora dedico todos los días un rato a cargar cosas valiosas en la carreta ¿Y sabéis que? ¡Que me gusta cada vez mas hacerlo!


Si has sido una carreta vacía que supo llenarse FELICIDADES.... Si aún estas vací@ puedes empezar a llenarte cuando creas que es el momento.....

Que tengáis un feliz día

*Cuchu*